La terapia cubana para la Retinosis Pigmentaria es combinada y la integran varios elementos:

- Tratamiento quirúrgico (.doc 74kb)

- Ozonoterapia

- Electroestimulación

- Medicamentos

- Otras recomendaciones

Ozonoterapia

Su aplicación puede variar de acuerdo con la edad del paciente, alteraciones sistémicas y oculares asociadas a la Retinosis Pigmentaria, y la indicación, concentración y sesiones no son constantes.

Su vía de administración en el paciente con Retinosis Pigmentaria puede ser: la rectal y la endovenosa (autohemoterapia), administrándolo diariamente durante 15 días; la dosificación está regulada por el peso y la edad del paciente. Es importante utilizar la dosis adecuada para evitar la peroxidación excesiva y el consiguiente daño celular.

En trabajos realizados en nuestro grupo, se demostró que influye positivamente sobre el funcionamiento de la retina, aunque los cambios sobre la agudeza visual no son significativos, en el campo visual aparecen mejorías en el 46,7% posterior a su aplicación, pero este efecto no es mantenido, por lo que se hace necesario repetirlo de 1 - 2 veces por año.

Electroestimulación.

La electroestimulación se realiza mediante un equipo que emite energía eléctrica sinuosidad de baja intensidad.

Se aplican los electrodos en puntos simétricos del organismo; los más seleccionados en la Retinosis Pigmentaria son los de las regiones parietal y temporal, periorbitarios y cervical. También se pueden aplicar en la región plantar de los miembros inferiores y en las palmas de las manos.

La acción de esta terapia es la de producir un micromasaje a nivel de los capilares sanguíneos y de la circulación linfática. A través de ésta se puede valorar el equilibrio electroiónico de la persona en estudio. Si la respuesta no es similar en puntos simétricos, entonces se está en presencia de una persona con desequilibrio electroiónico y su pronóstico es más reservado, en tanto se mantenga por más tiempo este desequilibrio.

El número de aplicaciones es variable, su promedio oscila entre 10 y 15 sesiones, con un tiempo de 5 min. de duración para cada región seleccionada.

Contraindicaciones de la aplicación de electroestimulación.

En enfermos a los cuales se les haya implantado prótesis metálicas en rodillas, cráneo y en otros órganos; ejemplo, marcapasos.

Medicamentos

Según las características de cada paciente, se valora complementar el tratamiento con otros medicamentos ya revisados exhaustivamente en el presente capítulo. Cuando se observa marcado daño vascular retiniano y coroideo, se usan medicamentos de acción hemorreológica. Los antisquémicos celulares se utilizan cuando existe gran compromiso de la agudeza visual, daño coroideo y daño macular. Se indican oxidorreductores para proteger del daño oxidativo a las estructuras oculares, causado por radicales libres, recomendamos la ingestión de Luteína para la protección del daño macular, muy frecuente en estos enfermos. En todos los casos en los que se indica algún tipo de terapia medicamentosa se debe valorar previamente el estado de salud del paciente, la posible alergia al medicamento, su acción tóxica, contraindicaciones y sus posibles efectos secundarios. De ahí la importancia del conocimiento de la farmacodinamia y la farmacocinética de cada medicamento. Cuando existen trastornos inmunológicos, se indica algún inmunomodulador. Si existen alteraciones del metabolismo de los lípidos, se indica el Ateromisol, entre otros.

Otras recomendaciones que se hacen a los pacientes son:
  • Protección de los ojos de las radiaciones ultravioletas por medio de gafas.
  • No fumar, por los efectos nocivos del tabaquismo
  • No fumar, por los efectos nocivos del tabaquismo
  • No ingerir medicamentos retinotóxicos, por acelerar el daño de los fotorreceptores.
  • Realizar ejercicios sistemáticos
  • Dieta rica en frutas, vegetales, legumbres e hipograsa